Boris Johnson viajó a Kiev, se reunió con Zelensky y ofreció blindados y misiles antibuque


Reino Unido informó que el traslado fue para mostrar “un gesto de solidaridad” con Ucrania y presentar un nuevo paquete de ayuda finaciera y militar


El primer ministro Boris Johnson viajó este sábado a Kiev para demostrar la “solidaridad” británica con Ucrania, que desde hace más de seis semanas resiste a la invasión de las tropas rusas, indicó Downing Street. En su visita, el premier prometió vehículos blindados y misiles antibuques a Ucrania, durante una visita a Kiev, y celebró la resistencia ucraniana contra la invasión rusa como “la mayor hazaña del siglo XXI”.


La embajada de Ucrania en el Reino Unido divulgó una imagen del premier junto al mandatario Volodimir Zelensky, con ambos líderes sentados frente a frente en un despacho, junto a las banderas de ambos países con un mensaje: “Sorpresa”.


Jonhson fue a Ucrania “para reunirse personalmente con el presidente (Volodimir) Zelensky, en un gesto de solidaridad con el pueblo ucraniano” y con la intención de “presentar un nuevo paquete de ayuda financiera y militar” a este país de Europa oriental, precisó un portavoz del primer ministro británico.


Downing Street confirmó el encuentro en la capital ucraniana un día después de que el Reino Unido anunciara el envío de nuevo material militar por valor de 100 millones de libras (120 millones de euros). Según el vocero, los líderes abordaron “el respaldo (británico) a Ucrania a largo plazo”.


“Gracias al decidido liderazgo del presidente (Volodimir) Zelenski y al invencible heroísmo y el coraje del pueblo ucraniano, los monstruosos planes del (presidente ruso Vladimir) Putin han sido desbaratados”, dijo Johnson, citado por sus servicios de Downing Street.


El jefe de Gobierno británico había estado por última vez en Kiev el pasado 2 de febrero, semanas antes de que comenzara la invasión rusa, cuando ofreció una rueda de prensa conjunta con Zelensky.


Esta semana, una delegación del Ejecutivo ucraniano y altos cargos de su ejército asistieron a demostraciones armamentísticas en un campo de entrenamiento del suroeste de Inglaterra, donde las fuerzas armadas británicas les mostraron en funcionamiento vehículos blindados, defensas antiaéreas y otros equipos.


El asesor presidencial ucraniano Andriy Sybiha destacó que el Reino Unido “es el líder en el apoyo a la defensa de Ucrania” y alabó a Johnson como “el líder de la coalición antiguerra, el líder de las sanciones al agresor ruso”.


La visita de Johnson a la capital ucraniana siguió a los viajes a Kiev de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y del jefe de la política exterior de la UE, Josep Borrell, el viernes, y a la visita del canciller austriaco, Karl Nehammer, el sábado.


Johnson es el primer jefe de Estado o de Gobierno de las potencias del G7 que viaja a Kiev desde el inicio de la invasión, el 24 de febrero. Ese grupo de economías avanzadas está formado por Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Alemania, Francia, Italia y Japón.