Taiwán mostró por primera vez las imágenes de una poderosa estructura

militar subterránea construida para repeler ataques


La Fuerza Aérea de Taiwán publico un llamativo conjunto de fotos de su complejo de túneles subterráneos altamente fortificado.


Las imágenes muestran al personal de la Fuerza Aérea de Taipei cargando armas en un avión F-16V Viper. El centro militar está vinculado a la Base de la Fuerza Aérea de Chiashan.


La Fuerza Aérea de la República de China (Taiwán) también conocidas como ROCAF, por sus siglas en inglés, cuya función es defender el espacio aéreo sobre y alrededor de Taiwán contra ataques de la República Popular China o China Continental, como también se le conoce, publicó las fotografías explicando que la práctica está relacionada con el segundo día del ejercicio militar anual Han Kuang.


Estas maniobras de prueba se llevan a cabo anualmente para evaluar la preparación de combate de las Fuerzas Armadas de Taiwán en caso de un ataque de China, en su intento por socavar la soberanía taiwanesa.


De acuerdo con las imágenes difundidas, se muestra al personal de la ROCAF de la quinta Ala Compuesta Táctica armando el F-16V con misiles antibuque Harpoon, misiles aire-aire avanzados de alcance medio AIM-120C (AMRAAM) y el AIM-9L. /M Sidewinders.


“La Quinta Ala Mixta Táctica de la Fuerza Aérea llevó a cabo la Operación de Montaje y Carga de Potencial Nocturno” durante el ejercicio “Hanguang Número 38″ realizado el 24 de julio, dijo la ROCAF en un comunicado que acompaña a las fotos.


“Después de que los aviones completaron la misión de combate, regresaron al campo para reponer municiones. La operación permite a los cazas despegar de inmediato y continuar realizando misiones militares”, continuó el texto de la ROCAF.



LOS TÚNELES DE TAIWÁN


El complejo de túneles asociado a la Base de la Fuerza Aérea de Chiashan fue construído tallando una montaña de granito en Hualien, rodeada por el resto de la Cordillera Central de Taiwán, según el periodista especializado en materia de defensa y autor del libro “Modern Taiwanese Air Power”, Roy Choo.


La estructura forma parte de varios búnkeres subterráneos en Taiwán que permiten a los líderes y militares de la isla operar de manera segura desde el subsuelo frente a posibles ataques con misiles y ataques aéreos chinos.


Choo explica en su libro que la construcción de Chiashan comenzó oficialmente en 1984 y duró ocho años, con un costo de alrededor de mil millones de dólares.


Se estima que el complejo cuenta con espacio interior para estacionar, armar y reparar más de 200 aviones de combate. Además, tiene hospitales, infraestructura de Comando y Control (C2), y suministros de alimentos y combustible para varios meses.


Asimismo, las salidas tienen enormes puertas blindadas de acero para soportar fuertes impactos. Igualmente, estos portales sirven de entrada a múltiples pistas que conducen a través de una larga calle de rodaje, que también podría usarse como pista de emergencia.